Proveedoras de servicios se alistan para el boom de las operaciones costa afuera

Submitted by admin on Fri, 07/25/2014 - 10:44

 

 

Ante las oportunidades asociadas al futuro desarrollo de actividades de exploración y producción offshore, algunas empresas nacionales dedicadas al negocio náutico tomaron la decisión de concentrarse en este segmento. Con esta iniciativa se busca crear una industria colombiana de servicios que sirva de soporte para la producción hidrocarburífera costa afuera.

 

Gracias a su preparación en los últimos años, los grupos Coremar e Intertug han logrado convertirse en dos de los principales jugadores en el naciente mercado local de servicios offshore. Estas compañías decidieron apostarle a este segmento y hoy se consolidan como los aliados estratégicos de las empresas internacionales a cargo de las grandes operaciones exploratorias en alta mar.

 

Con su trabajo en otros mercados de la región, alianzas estratégicas e inversiones, estas compañías han adquirido la experiencia, estándares de calidad y conocimientos necesarios para figurar hoy como un apoyo fundamental para el desarrollo de estudios ambientales, campañas de adquisición sísmica y perforaciones en las cuencas marítimas de Colombia.

 

Los inicios de una nueva industria de servicios

 

Luego de interactuar con el sector energético en los pocos ejercicios costa afuera en el país, en el año 2006, el grupo Coremar decidió estructurar una unidad de negocio enfocada en el apoyo a operaciones costa afuera para el mercado de Oil & Gas. Con miras a desarrollar esta nueva línea, la firma optó por incursionar en los principales mercados de la región con actividades offshore, como Brasil, Argentina, Trinidad y México. A su vez, la compañía estructura un importante plan de inversiones para la adquisición de embarcaciones con aplicación para el sector y en la construcción de la única base especializada para el apoyo logístico del país, la cual está ubicada en Cartagena.

 

“Consideramos que el trabajo desarrollado para atender las necesidades del segmento ha permitido convertirnos en un aliado capaz de ofrecer servicios de logística integral para las actividades del sector, lo cual se refleja en nuestra participación significativa en las diferentes campañas de sísmica (2D y 3D), y en la perforación exploratoria ejecutada por Equión Energía en 2012. Si bien hemos avanzado mucho, vemos que aún hay un gran espacio para crecer. En este orden de ideas, queremos seguir trabajando para mejorar nuestra oferta al sector. Dentro de nuestras estrategias para el futuro cercano se tiene previsto la adquisición de nuevas embarcaciones, alianzas estratégicas que nos permitan tener acceso a embarcaciones de mayor nivel y la construcción de nueva infraestructura especializada en el mercado de petróleo y gas en el Caribe”, aseguró Alberto Torres, gerente comercial de la Unidad Offshore del grupo Coremar.

 

Esta nueva base

costera (shorebase) para el segmento de hidrocarburos formará parte de Palermo Sociedad Portuaria, el cluster logístico de apoyo al sector energético, que el grupo está construyendo en Barranquilla. De acuerdo con Torres, el proyecto, con una extensión de cinco hectáreas, tendrá características características similares a las de las instalaciones en Cartagena y será una pieza fundamental para completar una oferta integral para el sector en este puerto.

 

 

“Además del shorebase, Palermo contará con un terminal petroquímico con una capacidad total de almacenamiento de 2,5 millones de barriles y un parque industrial de noventa hectáreas, con una zona franca de treinta hectáreas. Adicionalmente, es importante enfatizar en nuestro enfoque para atender los requerimientos de exploración y producción de no convencionales, usando el río Magdalena y la zona franca Oil & Gas como plataforma para sentar la cadena de abastecimiento de apoyo a estos sectores. El desarrollo de la exploración en el Caribe colombiano se sigue consolidando y nosotros queremos estar ahí, apoyando a las operadoras con todos los servicios de logística, soportados en infraestructura propia, con el fin de aportar los servicios necesarios para que ellas desarrollen sus labores con la eficiencia y en los tiempos requeridos”, afirmó el directivo.

 

A los esfuerzos de este grupo se le suman los de Intertug y su filial Barú Offshore, compañías que, a través de alianzas y su trabajo en los mercados internacionales, han fortalecido su línea de negocio enfocada en la industria de hidrocarburos con servicios ambientales, de agenciamiento, transporte de materiales y de personal.

 

“Hemos venido operando en actividades E&P costa afuera, desde hace algunos años, en México y Brasil, y este año comenzaremos operaciones en Perú. Todo lo anterior, junto con un programa de inversiones en diez embarcaciones para actividades offshore, nuestro programa de excelencia operativa y la capacitación operativa de nuestras tripulaciones para Colombia, nos permitirá poder ofrecer un servicio de calidad en el país. Como empresa  local y con el apoyo de nuestros socios estratégicos, creemos tener grandes fortalezas para ofrecer un paquete atractivo de servicios a los clientes potenciales”, dijo Alfonso Piñeres, gerente comercial de Intertug.

 

Las expectativas sobre el desarrollo del mercado en alta mar son importantes y se reflejan en el interés del Gobierno y las operadoras por descubrir las oportunidades presentes en las profundidades de los mares colombianos. Solo resta esperar que los resultados de los pozos exploratorios programados para los próximos años puedan determinar el rumbo de las inversiones de todos los actores en la industria, incluidas estas proveedoras de servicios y las demás empresas que decidan apostarle al negocio. Con la planeación necesaria, dichas compañías podrán atender con pertinencia al aumento de la demanda de soluciones de logística y transporte costa afuera y evitar así los posibles cuellos de botella que van de la mano con el crecimiento de una nueva actividad.

Descargue Última Edición